Desde que se reformó la normativa y entró en vigor el nuevo Reglamento de Circulación, todos estos sistemas son perfectamente legales, siempre y cuando se cumpla lo establecido en cuanto a colocación y señalización de la carga.

Portabicicletas de techo

La ventaja de este sistema es que dejas libre el habitáculo para los pasajeros o el equipaje y que son compatibles con prácticamente todos los vehículos en los que se puedan instalar barras portaequipajes. Una vez desmontados ocupan poco espacio y su precio es reducido. Como inconveniente, son difíciles de cargar y perjudican la aerodinámica del vehículo más que otros sistemas.

Hay que tener en cuenta la altura total en caso de acceso a garajes cubiertos y a estaciones de servicio.

Portabicicletas de bola de remolque

Desde Mobbec, pensamos que son la mejor opción. Entre sus ventajas, está el fácil montaje del portabicicletas a la bola y de las bicicletas al portabicis. Además, permiten tener acceso libre al maletero. Como inconvenientes, además de ser los más caros aumentan mucho la longitud del vehículo, lo que dificulta las maniobras de aparcamiento y requieren la instalación previa de la bola de remolque, en caso de no tenerla).

Portabicicletas de portón trasero

No son tan fáciles de instalar como los de techo o los de bola, aunque una vez montados, las bicis se manejan con facilidad.

A diferencia de los de techo, necesitas ocupar espacio en el maletero cuando no lo usas, y una vez instalado es casi imposible abrir el portón del maletero. Un aspecto muy importante es la colocación y señalización correcta de la carga, que no debe tapar en ningún momento la matrícula ni los pilotos traseros. (Ver apartado de Legislación - enlace).

Por último, hay que comentar que no son universales y que no todos valen para todos los vehículos. Para ver compatibilidad con su vehículo puede hacerlo en nuestro configurador.